tatus-trabajo

Tatuajes y trabajo

Actualmente, los tatuajes se encuentran perfectamente aceptados en nuestra sociedad. Solemos ver a diario a personas que tienen tatuajes. El derecho a elegir el estilo particular de cada uno, forma parte de la democracia y de la libertad de expresión. Pero desafortunadamente, todavía hoy no se considera tan normal llevar tatuajes cuando alguien va a hacer una entrevista de trabajo o va a empezar a trabajar en un nuevo puesto. El tema que nos ocupa hoy es si es o no aceptable llevar este tipo de arte corporal a una entrevista de trabajo.

¿Puede la persona que contrata, prohibir que el empleado lleve tatuajes?

Realmente, y de cara a la justicia, está bien claro que los tatuajes son asunto privado. Pertenecen a los llamados derechos personales y cada uno puede decidir si llevarlos o no, como puede ocurrir con la forma de vestir.

El problema viene cuando la persona que contrata se manifiesta en contra de que el trabajador lleve tatuajes.

Si la persona que contrata requiere una determinada apariencia de su empleado cuando está en contacto con clientes, puede intervenir sin que hiera en exceso el derecho personal del empleado. De esta forma, si llevas un tatuaje en el antebrazo, no pueden obligarte a quitártelo pero sí pedirte que para que no se vea lleves una camisa de manga larga. Pedir esto a un empleado puede equipararse a pedirle que lleve el pelo limpio o que un varón siempre acuda a su puesto de trabajo bien afeitado.

Todo va en función del puesto que se desempeñe: si tu ropa o tus tatuajes no reducen tu rendimiento, y no molesta al cliente, aquél que contrata no puede decir nada en contra.

¿Y qué pasa en la entrevista de trabajo?

Realmente, puesto que en la entrevista de trabajo aún no estás ejerciendo tu puesto, NO puede estar prohibido llevar tatuajes visibles. Los tatuajes realmente, suelen crear problemas en trabajos más bien conservativos como bancos, bufetes de abogados y algunos tipos de comercio.

En la Policía, te pueden rechazar oficialmente por tus tatuajes. Al mandar datos a la web de la Policía, directamente te pregunta si tienes tatuajes. Si no son visibles con el uniforme de verano (camisa de manga corta) no hay problema. Pero en caso de que tengas un tatuaje que pueda ser ofensivo, te pueden rechazar incluso sin ser visibles. Antes de aceptar tu solicitud, un médico inspeccionará los tatuajes para valorar si pueden o no tener impacto sobre la salud.

Al hacer una entrevista de trabajo, no estamos exhibiendo las cualidades profesionales, éstas se pueden demostrar con el curriculum vitae y en cartas de recomendación. Una entrevista de trabajo realmente se trata de una especia de prueba para comprobar que el solicitante es adecuado para la dinámica de la empresa y que además está dispuesto a colaborar con la organización. Se trata pues, de conocer la personalidad del candidato y averiguar si ambas partes conectan. Por supuesto, esto último lleva a un dilema: si queremos ver lo auténtico de cada uno, debemos intentar mostrarnos naturales y no cambiar ni actuar. Por tanto, el candidato debe ser auténtico o ajustarse.

Cada candidato debe empezar, si lo considera necesario una discusión sobre tatuajes visibles o no visibles cuando ya tenga el puesto de trabajo y cuando se le haya demostrado al jefe que puede confiar en ti y en tus cualidades. Hasta entonces es recomendable esconder los tatuajes. Todo depende de la tolerancia del jefe y de algunas normativas. También hay otros factores que afectan el resultado de la entrevista. Por tanto, hay que intentar reducir el número de elementos que puedan influir negativamente en el resultado.

¿Cómo puedo eliminar con rapidez un tatuaje si no es apto en el puesto de trabajo que busco?

Normalmente, como ya hemos comentado, suele ser suficiente con que no sean visibles. Los puestos más insistentes en la no visibilidad de los tatuajes suelen ser puestos de Policía, Guardia Civil o del ejército en general.  Si la solución definitiva es eliminar el tatuaje, debes elegir el método que más eficaz y rápido sea.

Todos los láseres para tatuajes tienen un tiempo de eliminación. Lo normal, es que si se inicia un tratamiento para eliminar un tatuaje, el dermatólogo elabore un informe que indique qué láser está trabajando sobre ese tatuaje y qué tiempo aproximado de eliminación será necesario.

En la actualidad, el láser más rápido y preciso en la eliminación de tatuajes de todos los colores es el láser Pico Way. Sus principales características son:

  • Que trabaja mediante picosegundos, un tiempo de pulso hasta 100 veces inferior al de un Q-Switech convencional.
  • Que por su acción fotomecánica, destruye los pigmentos en partículas muy pequeñas que se eliminan fácilmente a través de los mecanismos naturales del organismos.
  • Que es eficaz con la mitad de energía en comparación con láseres tradicionales.
  • Que respeta extraordinariamente la piel circundante
  • Que aclara el tatuaje con mayor rapidez
  • Que es capaz de eliminar cualquier color y tatuajes recalcitratntes.

 

Es importante creer y ser uno mismo, pero hoy en día debemos dar prioridad a temas laborales. Si para ello necesitas eliminar un tatuaje, ten en cuenta de elegir siempre la mejor tecnología, elige PicoWay.

Dejar un comentario